Primeros de Castilla y León en Contrareloj por Equipos.

La prueba empezaba un poco más tarde de las 12:00 en el estadio de los Pajaritos de Soria. Los boxes se ubicaban en medio, en el césped. Cuatro carriles marcados por conos en la entrada del estadio. Dos carriles de compensación en el tartán. Un laberinto.

Antes de entrar al estadio sacamos las bicis del remolque. Meterlas fue un ¡tetris! Alternadas y sin rueda delantera quedaban justas. Hubiera sido imposible meter dos bicis más (las de Sara y Santos). Quique comprueba que tenía doblado el desviador y no cambiaban los platos! Se queda sin hacer la vuelta de reconocimiento al circuito. No consigue arreglar la bici. No hay otra opción; hay que dejarla con plato grande. Todo un problema para un circuito con unos primeros kilómetros con repechos fuertes que gestionarlos requerían plato pequeño aun estando en plena forma.


Arriba